El galápago europeo, una víctima de la transformación agraria

Agradecemos la información aportada por Joan Budó y el equipo del Centre de Recuperació de Tortugues de l’Albera (CRT l’Albera), que han permitido la redacción de este artículo sobre el galápago europeo.

Cuando pensamos en las tortugas, nos viene rápidamente a la mente la tortuga de Florida (Trachemys scripta). Posiblemente hayáis tenido o tengáis una de estas mascotas en un pequeño acuario decorado con una o dos palmeras de plástico. Hace unos años, era un animal común en muchas de nuestros hogares y, aunque no lo parezca, este hecho está también relacionado con la regresión de una especie de tortuga autóctona en Cataluña: el galápago europeo (Emys orbicularis), un reptil de agua dulce que prefiere lagunas y zonas poco profundas.

Quedan hoy en día aproximadamente unos 1000 ejemplares salvajes de galápago en Cataluña, y en el artículo de este mes entenderemos las causas más importantes de su regresión. Una regresión que ha llevado a una especie común en nuestras lagunas hace unos años  al punto de necesitar un importante plan de recuperación para su supervivencia.

CRT_tortuga estany_Si queremos recuperar una especie, antes tenemos que entender qué ha pasado con el fin de solucionar los problemas que la han situado en un estado vulnerable de conservación. Esto es una materia obligada para asegurar el éxito de una recuperación y de su posterior conservación. El mayor problema ha sido, sin duda, la transformación de su medio y la desaparición de las zonas de alimentación o reproducción. En este caso, la situación puede considerarse similar a la que ocurrió con la nutria, donde la transformación que había sufrido en las últimas décadas su entorno había supuesto un grave problema para la especie.

Por un lado, encontramos un primer agente causante del declive y se trata de toda la transformación agraria que ha habido a lo largo de las zonas húmedas catalanas o en nuestras costas. Un ejemplo del primer caso es el Baix Ter, donde antes había una zona de humedales que fue sustituida por campos de cultivo de forma intensificada. Este hecho provocó que las poblaciones quedaran más fragmentadas, de forma que no se podían conectar entre ellas y tuvieran menos opciones respecto cualquier cambio o amenaza externa, ya fuera de los depredadores, especies competidoras o una falta de recursos.

Por otro lado, aparte de la alteración paisajística también hubo un empobrecimiento de las lagunas y cursos de agua dulce donde habita esta tortuga. En este caso, esto se debió principalmente a una importante contaminación del medio producida por los campos de cultivo y las industrias, que vertieron al medio un exceso de fitosanitarios y contaminantes, respectivamente. Las consecuencias devinieron tanto en una mortalidad de los individuos que allí vivían, así como en una limitación del crecimiento individual y poblacional debido a la limitación de recursos del entorno.

Otra de las causas de la disminución de sus poblaciones ha sido la mortalidad individual causada de forma directa. Algunas veces se ha debido a los atropellos en zonas rurales o ligadas a medios acuáticos, un tema que también afecta a otros reptiles y anfibios, especialmente en época de reproducción. Sin embargo, son comunes las historias o las citas de gente del Delta del Ebro que capturaba estas tortugas para hacer sopa hace más de medio siglo. Estas situaciones son aún más graves si la especie se encuentra con todo un conjunto de presiones ambientales que ponen en peligro su supervivencia.

Pero como hemos adelantado al principio, otro motivo de la disminución de individuos está relacionado con la competencia que tiene con otras especies exóticas de tortuga. Estas especies se crían en casa como mascotas o animales de compañía pero muchas veces son liberadas cuando se hacen demasiado grandes, ya que son animales de gran longevidad y que crecen rápido. De esta forma compiten por la comida con las especies autóctonas, los lugares de puesta de huevos o reproducción y, en definitiva, por la búsqueda del mejor hábitat posible para vivir. Se trata sin duda de una acción en la que la sociedad en general está estrechamente relacionada.

galápago

No es de extrañar con todo ello que, un animal que antes era común, haya estado a punto de desaparecer. Por este motivo, desde la administración se han realizado una serie de acciones para recuperar esta especie, como son la mejora de su hábitat y entorno, la cría en cautividad y su protección legal.

Realmente es un tema extenso y es complejo hablar de todos los puntos que se pueden considerar importantes o interesantes. La idea, sin embargo, es entender toda la transformación paisajística que ha sido la principal causa de la desaparición del reptil y como nosotros lo acentuamos cuando liberamos especies exóticas, un tema que ya se había tratado con anterioridad en un consejo de Creatibio.

No solo eso, sino es entender todo el esfuerzo que hay detrás para recuperar la diversidad de nuestro entorno. Mantener nuestra riqueza biológica depende de todos, y sus consecuencias, aunque no suelen ser directas, nos acaban afectando. Además, se debe tener en cuenta que este animal forma parte de nuestra historia desde hace muchos años, por lo tanto tenemos la responsabilidad de hacer lo que podamos para que no desaparezca de nuestros lagos y lagunas.

Información relacionada:

 

0 comentarios

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Share This